ACORRALADO

Las fobias se mueven en el contorno difuso de su visión periférica, aguardan el momento de aferrarse a los restos de su cordura, de hundir los zarcillos en lo más profundo de su cerebro para alimentarse de angustias y horrores. Una pesadilla en vida.
No ve la superficie de Marte desde esa trinchera negra de frío intenso. No necesita las lecturas; la atmósfera es apenas respirable. Lo sabían todos cuando firmaron.
Boquea en busca de aliento. Es el último miembro de incontables generaciones de soldados. Ramb hace lo que cualquiera de ellos hubiera afrontado en las mismas circunstancias: descorre el cerrojo del arma para alojar los cartuchos.

Venderá cara su piel ante las amazonas guerreras de la luna Fobos.

Microcuento para Gigantes de Liliput. Tema: Fobias.

Comentarios

  1. Qué estupendo relato, habrá que cuidarse de las fobias.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Un relato magnifico! Abrazos y besos:)

    ResponderEliminar
  3. Has conseguido que una gran aventura quepa en un microrrelato.
    Qué bueno eres, paisa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y antes que necesitaba páginas y páginas... Lo que me estáis enseñando :)
      Un besazo.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Siguiente, por favor

La gran regata de la historia

Historia del arte