Pages

martes, 11 de agosto de 2015

Oculto entre palmeras

Arena y más arena. Se diría que no hay otra cosa en esta isla maldita. Pero yo sé que él está cerca, oigo sus murmullos en su loco deambular. No tardará en encontrarme, en liberarme de esta prisión de madera para que pueda volver a brillar con todos mis doblones.

Tris, tras. Pasos que se acercan. El golpe de una pala que se entierra.

Estoy listo para encontrarme con Ben Gunn. Los hombres volverán a matarse por lo que llevo dentro, el tesoro de Flynn.

Fuente: http://www.imagui.com/

4 comentarios:

  1. Los cofres son un pozo sin fondo de secretos y relatos.
    Excelente narración: engancha al principio, intriga en el camino y aterriza estrepitosamente en la realidad más obscena, la codicia.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta vez somos los anfitriones en lugar de los visitantes de la famosa isla, donde también tenemos ramas en las que habitar. Gracias por tu visita y tu comentario, Esther. Un lujo.

      Eliminar
  2. Estupenda personificación que hace pensar en la cantidad de tesoros escondidos que esperan a alguien que los encuentre, y no hablo de dinero. Ese es mi criterio a la hora de leer.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es más complicado afanarnos en la búsqueda de los verdaderos tesoros de la vida, que no son los materiales. Bienvenido a estas ramas, querido Jose Antonio. Fue un placer conocerte en persona y ahora tenerte aquí con nosotros. Un abrazo.

      Eliminar

Regocijo

Hilaria se abrió paso en silencio entre las que rodeaban el cadáver. Bajo el sol del mediodía, una miríada de insectos volaban ya sobr...